Desarrollo del Lenguaje

El lenguaje que hablamos y escribimos, es decir, tal como lo practicamos en la experiencia de todos los días, es un sistema de signos. Por medio de estos signos podemos expresar nuestras necesidades vitales, emociones, pensamientos y deseos. Pero esta no es su única función, pues gracias al lenguaje también nos comunicamos y podemos relacionarnos con otras personas.

Nunca podemos estudiar el lenguaje independientemente de un sujeto ya que es como una huella digital, único e irrepetible. El mismo genera actos de habla y por lo tanto tiene aspectos biológicos, psicológicos, sociales y cognitivos. Lo biológico se presenta como condición indispensable para el desarrollo del lenguaje puesto que se necesita de un cuerpo que permita hablar, leer, escribir y escuchar.

Teorías sobre el desarrollo del lenguaje

Hay varias teorías que intentan explicar el desarrollo del lenguaje humano, algunas de las más estudiadas son de, Skinner, Chomsky, Piaget y Vigotsky.

B.F.Skinner en su teoría de desarrollo del lenguaje postuló que los niños adquieren su lenguaje a través de un condicionamiento operante, por ejemplo los bebés que al ir aprendiendo palabras se les ”festeja” o ”recompensa” de cierta forma por haber evolucionado en su habla.

Para Jean Piaget los niños utilizan tanto asimilación como acomodación para aprender el lenguaje. Según su teoría las frases dichas por los niños se clasifican en dos grupos -lenguaje egocéntrico y el lenguaje socializado-.  El lenguaje egocéntrico se diferencia del lenguaje socializado, pues en el primero el niño no le habla a una persona directa, ni tampoco le importa si es escuchado, a diferencia del segundo donde el niño intenta expresarse comunicando sus pensamientos y deseos.

Para Noam Chomsky los niños tienen una capacidad biológica innata para aprender el lenguaje; pero a pesar de su afán en probar su teoría, la misma no ha sido apoyada por estudios genéticos ni neurológicos.

Vigotsky en su teoría del desarrollo del lenguaje hace hincapié en el desarrollo social del lenguaje, pues para él, el lenguaje es una herramienta para poder comunicarnos y es la base del pensamiento, el cual nos permite establecer un intercambio social. Este nivel de desarrollo es alcanzado cuando los niños aprenden a participar en las interacciones sociales con otros individuos.

El signo lingüístico

El signo lingüístico

Como hemos mencionado anteriormente, el lenguaje es un sistema e signos. Las palabras, los gestos y los demás ingredientes de un idioma constituyen los signos que integran ese sistema. El lenguaje en su sentido más amplio puede ser precisamente una señal, y en un su sentido más estricto, un signo.

El signo puede ser descrito como un hecho sensible que nos revela la existencia de otro hecho, que puede estar oculto para nuestra percepción directa.

Los signos lingüísticos son clasificados en naturales y convencionales. Los signos naturales son aquellos que guardan una relación interna o natural con el objeto designado. En cambio, los signos convencionales solo mantienen una relación externa con el objeto designado.

Funciones del signo lingüístico

Cada signo del lenguaje cumple tres funciones:

  1. Función expresiva: es un síntoma que deja entrever el estado de ánimo del sujeto hablante. De esta manera, por medio del lenguaje, el individuo puede expresar sus emociones más íntimas, sus pensamientos, etc.
  2. Función comunicativa: muestra una señal de comunicación que puede ser entendida por los demás. El lenguaje se convierte en un vehículo de intercambio y comprensión entre nuestros semejantes.
  3. Función significativa: muestra un signo propiamente dicho del objeto o de la situación objetiva a la cual se refiere una palabra, frase o discurso. El sino lingüístico tiene una dirección intencional hacia el objeto referido. El lenguaje, entonces, se convierte en un procedimiento de presentación o significación e objetos.
También te puede interesar:  Psicología inversa

Condiciones necesarias para el desarrollo del lenguaje

Cuando hablamos del lenguaje hablado es fundamental la capacidad de oír, escuchar para poner en marcha el aparato buco-fonador. Al igual que para leer necesito tener la capacidad de ver y para escribir la capacidad de mover la mano. También es necesario una relativa indemnidad en las áreas cerebrales del lenguaje, es decir, en el hemisferio izquierdo en las áreas de Brocca y Wernicke.

Pero para desarrollar el lenguaje también es necesario un proceso interactivo entre las condiciones biológicas y el contacto con una sociedad parlante. La estimulación linguística de la sociedad parlante junto con las necesarias condiciones físico-químicas,  darán  lugar a un proceso creador de nuestro propio lenguaje.

Etapas del desarrollo del lenguaje

El lenguaje forma parte del proceso de desarrollo cognitivo, por tanto, este se va desarrollando teniendo en cuenta la edad y los tiempos de cada niño.

3-12 meses

En esta etapa es probable que el bebé balbuceé, ría, juegue con los sonidos y comience a comunicarse con gestos como el saludo. El balbuceo es una etapa de desarrollo muy importante durante el primer año de vida. Éste a menudo va seguido de la “fase de jerga” en la que parece que el bebé podría sonar como si estuviera hablando o conversando. En este período, sin embargo, este discurso carece de significado. Las primeras palabras comenzaran aproximadamente entre los 10 y 12 meses.

12-24 meses

A partir de los 12 meses el bebé ya responde a solicitudes familiares y a su propio nombre. Comienza a mejorar la pronunciación y se amplía su vocabulario. Entiende los gestos, reconoce nombres de algunos objetos, reconoce lugares -por ejemplo: la casa de la abuela-. Al acercarse a los dos años puede intentar armar frases, aveces sin sentido y sin utilizar conectores.

24-36 meses

En esta etapa ya comienzan a hablar con oraciones cortas y simples. Al igual que un telegrama, omiten las palabras funcionales y las terminaciones. Se hacen entender, aunque su pronunciación aún no se ha perfeccionado.

De 3 años en adelante

A partir de los 3 años el desarrollo del lenguaje en los niños da un avanza a grandes pasos. Comienzan a hacer oraciones relacionadas lógicamente y expresan ideas sobre el tiempo y las relaciones espaciales. Comprenden las expectativas sociales para el uso del lenguaje y comienzan a usar algunas formas de lenguaje para adultos. Los vocabularios se expanden rápidamente, la capacidad de usar palabras aumenta. Comienzan a adquirir muchas de las reglas del lenguaje de manera intuitiva.

Desarrollo del Lenguaje
Valore este artículo


Te podría interesar

Publicidad