Suero fisiológico

Toda la información sobre el suero fisiológico. Una solución salina con un amplio abanico de usos, tanto entre adultos como entre niños. Explicamos para qué sirve, qué tipos de formatos existen y cuáles son sus beneficios.

En algún momento de nuestras vidas todos hemos hecho uso del suero fisiológico. Una sustancia compuesta de sal y agua que tiene un amplio abanico de usos, entre ellos la limpieza de heridas y de determinadas zonas del cuerpo como los ojos.

¿Qué es el suero fisiológico?

Se conoce como suero fisiológico a la solución salina compuesta por sal y agua. Se puede encontrar en las farmacias en múltiples formatos; no es necesaria la prescripción médica para adquirir este tipo de suero.

Respecto a la composición del suero fisiológico, se forma con nueve gramos de cloruro de sodio por cada litro de agua; así, se puede aplicar en los ojos, e incluso en las heridas sin ningún miedo a que cause escozor o picazón.

Sus usos son múltiples, tanto en niños como en adultos. En el caso de conjuntivitis, una de las enfermedades oculares más frecuentes, el suero fisiológico es esencial para mantener una buena higiene en los ojos y así no empeorar los síntomas. En cuanto a los bebés, se utiliza este suero para limpiar su nariz y sus ojos. Vamos a explicar todos los usos del suero fisiológico de manera detallada en próximos apartados.

Tipos de suero fisiológico

Los diferentes tipos de suero se categorizan en función del formato de presentación.

Publicidad
  • Ampollas: es el más utilizado de todos ya que resulta muy cómodo y manejable; además, se puede transportar de forma sencilla. Otra gran ventaja que proporciona el suero fisiológico en ampollas es que resulta muchísimo más seguro al ser monodosis; cada ampolla se utiliza una única vez. Este formato es ideal para todo tipo de usos, tanto entre adultos como entre niños.
  • Botellas: el suero fisiológico también se puede encontrar en botellas. Este formato resulta algo más complejo de utilizar ya que hay que extraer la cantidad de suero mediante una jeringa. Una de las principales desventajas que presenta es que una vez abierto, el envase queda completamente expuesto a la contaminación. Se recomienda su uso únicamente para hacer lavados nasales y enjuagues bucales.

Beneficios del suero fisiológico

Beneficios del suero fisiológico

Este tipo de suero reúne una gran selección de beneficios y ventajas que es interesante conocer.

  • Si optas por la presentación en ampollas, es una sustancia completamente estéril; las probabilidades de que se contamine son cero.
  • El suero fisiológico es muy útil para limpiar células muertas y otros residuos.
  • En el caso de las heridas, disminuye de forma notable el riesgo de infección al eliminar las bacterias.
  • Mantiene el pH de la piel.
  • Su aplicación es totalmente indolora; no causa ningún tipo de escozor ni irritación.
  • Todo el mundo puede utilizar suero fisiológico, incluso bebés y mujeres embarazadas.
  • Es una sustancia inocua que no tiene contraindicaciones.

¿Se puede preparar suero fisiológico en casa?

Tal y como hemos señalado, la composición de este tipo de suero es agua con sal. No obstante, prepararlo en casa no es tan sencillo como pueda parecer.

Lo cierto es que existen muchísimas páginas en las que se explica cómo hacer suero fisiológico casero, mezclando un litro de agua del grifo y una cucharada sopera de sal. Pues bien, el resultado no tiene nada que ver con el que podemos encontrar en las farmacias ya que el agua del grifo no es estéril.

Por lo tanto, esta solución puede servir para limpiarse la nariz en el caso de los adultos; pero no es recomendable utilizarla para la limpieza de los ojos o de heridas abiertas.

Usos del suero fisiológico

Usos del suero fisiológico

A continuación vamos a explicar de manera detallada todos los usos que tiene este tipo de suero.

Lavados nasales

Uno de los principales usos que se le da al suero fisiológico es el de eliminar los mocos de los más pequeños. Los bebés no saben limpiar su mucosidad nasal y para los padres resulta una tarea algo engorrosa, de forma que el suero es de gran ayuda para despejar su nariz. Además de limpiar la mucosidad, hidrata en profundidad la mucosa nasal.

Claro que también se puede aplicar este uso entre adultos. Si tienes una gran congestión nasal y/o sufres de alergia primaveral, el suero fisiológico puede ser tu mejor aliado para ayudarte a respirar mejor.

Ojos

Tal y como hemos señalado, el suero fisiológico que se utiliza para limpiar los ojos debe ser completamente estéril; por lo tanto, para este uso se debe escoger el formato de presentación en ampollas.

Uno de los principales síntomas de la conjuntivitis es una producción excesiva de legañas durante la noche, de manera que quienes padecen esta afección se despiertan con los ojos pegados. Pues bien, este suero es de gran ayuda para limpiar la zona; se debe aplicar con una gasa estéril.

Otro de los usos del suero fisiológico en relación con la salud ocular tiene que ver con el momento en el que un cuerpo extraño entra en el ojo; aplicar unas gotas de una ampolla monodosis ayuda a lubricar el ojo y así expulsar el cuerpo de forma sencilla y rápida.

De la misma manera, entre aquellos bebés que sufren de obstrucción lagrimal, el suero fisiológico es ideal para limpiar la zona ocular sin ningún peligro.

Limpiar heridas y quemaduras

Antes de desinfectar y curar una determinada herida o quemadura hay que limpiarla. Pues bien, es aquí donde entra en juego el suero fisiológico. Simplemente hay que aplicarlo sobre la herida, desde la parte central hacia al exterior para evitar que los microorganismos pasen hacia el interior.

Limpiar tatuajes

Un tatuaje no deja de ser una herida, de forma que este uso del suero fisiológico guarda cierta relación con el punto anterior.

Antes de realizar cualquier tipo de cura, la aplicación de suero es muy recomendable para limpiar la zona.

Suero fisiológico o agua de mar

Al tener ambos una composición de agua y sal, son muchísimas las personas que creen que el suero fisiológico y el agua de mar son la misma sustancia. No obstante, existen diferencias significativas entre ambas.

El suero fisiológico es una solución al 0,9% de cloruro sódico en agua; se utiliza para los lavados nasales y oculares, así como para la limpieza de quemaduras y heridas.

Mientras, el agua de mar, aunque también es una solución estéril de cloruro sódico, se obtiene directamente del mar a través de la filtración del agua. Así, conserva intactos todos los minerales: potasio, sulfato, calcio y magnesio. Existen dos tipos.

  • Agua de mar isotónica: la concentración de cloruro sódico de este tipo de agua de mar es exactamente la misma que en el caso del suero fisiológico, un 0,9%.
  • Agua de mar hipertónica: tiene una concentración de cloruro sódico del 2,3%.
Suero fisiológico
4.8 (95%) 4 votos


Te podría interesar