Trastorno adaptativo

Trastorno adaptativo

El trastorno adaptativo se define como una respuesta fisiológica ante situaciones de estrés, que implican la aparición de síntomas emocionales o conductuales con valor clínico. Los síntomas del trastorno adaptativo aparecen durante los tres meses siguientes al inicio del acontecimiento estresor, y debe resolverse dentro de los seis meses que siguen a la desaparición del estresor.

Índice
  1. Tipos de trastorno adaptativo
  2. Causas del trastorno adaptativo
    1. Acontecimientos estresantes
    2. Experiencias de vida
  3. Síntomas del trastorno adaptativo
  4. Complicaciones en el trastorno adaptativo
  5. Prevalencia del trastorno adaptativo
  6. ¿Cuándo debes consultar al médico?
  7. Diagnóstico del trastorno adaptativo
  8. Tratamiento del trastorno adaptativo
    1. Psicoterapia como parte del tratamiento
    2. Medicamentos como parte del tratamiento
  9. Prevención del trastorno adaptativo

Tipos de trastorno adaptativo

Los trastornos adaptativos se codifican según la naturaleza de los síntomas predominantes, estos son:

  • Trastorno adaptativo con estado de ánimo depresivo, los síntomas comprenden, principalmente, llanto y sensaciones de tristeza y desesperanza, así como falta de placer en las actividades que solías disfrutar.
  • Trastorno adaptativo con ansiedad, los síntomas comprenden nerviosismo, preocupación, sensación de agobio y dificultad para concentrarte o recordar cosas. Los niños que tienen este tipo de trastorno, pueden tener mucho miedo de que los separen de sus padres y seres queridos.
  • Trastorno adaptativo mixto con ansiedad y estado de ánimo depresivo, como el nombre indica, comprende una mezcla de ansiedad con depresión.
  • Trastorno adaptativo con trastorno del comportamiento, principalmente se exteriorizan problemas conductuales, tales como peleas o conducción imprudente de vehículos. Los jóvenes pueden faltar a la escuela o deteriorar propiedades.
  • Trastorno adaptativo con alteración mixta de las emociones y del comportamiento, los síntomas comprenden una mezcla de depresión y ansiedad, así como problemas conductuales.
  • Trastorno adaptativo no especificado, los síntomas no corresponden a los demás tipos de trastornos de adaptación, pero a menudo comprenden problemas físicos, problemas con la familia o amigos, o incluso en el trabajo o la escuela.

Otro criterio de codificación es según la duración, pues es agudo cuando dura menos de seis meses y crónico cuando persiste seis meses o más. Tipos de trastorno adaptativo

Causas del trastorno adaptativo

Los trastornos de adaptación se producen debido a cambios importantes o por una situación que ha generado un gran estrés en tu vida. Algunos elementos que aumentan la probabilidad de padecer un trastorno de adaptación son:

Acontecimientos estresantes

Los acontecimientos estresantes de la vida, tanto positivos como negativos, pueden aumentar el riesgo de padecer este trastorno, por ejemplo:

  • Divorcio o problemas conyugales.
  • Problemas interpersonales o en las relaciones.
  • Cambios en la situación actual, como la jubilación, tener un bebé, cambio de residencia o de universidad.
  • Situaciones adversas, como perder el trabajo, el fallecimiento de un ser querido o tener problemas económicos.
  • Problemas en la escuela o en el trabajo.
  • Experiencias que ponen en peligro la vida, como una agresión física, peleas o desastres naturales.
  • Factores de estrés continuo, como tener una enfermedad o vivir en un vecindario inseguro.

Experiencias de vida

Las experiencias de vida pueden impactar en tu forma de afrontar el estrés. Por ejemplo, el riesgo de padecer un trastorno de adaptación puede aumentar si:

  • Viviste con un nivel significativo de estrés durante la niñez.
  • Tienes otros problemas de salud mental.
  • Te enfrentas a varias circunstancias difíciles al mismo tiempo.

Causas del trastorno adaptativo

Síntomas del trastorno adaptativo

Los trastornos de adaptación afectan la forma en la que te sientes, así como lo que piensas de ti mismo y del mundo; también pueden influir en tus acciones y conductas. Algunos de los síntomas son:

  • Sentir tristeza, desesperanza, o no disfrutar de las cosas agradables como antes.
  • Llorar con frecuencia.
  • Estar preocupado o sentirse ansioso, nervioso, tenso o estresado.
  • Trastornos del sueño.
  • Falta de apetito.
  • Dificultad para concentrarse.
  • Sentirse abrumado
  • Tener dificultades para desenvolverse en las actividades diarias.
  • Excluirse de las fuentes de apoyo social.
  • Evitar asuntos importantes, como asistir al trabajo o pagar gastos.
  • Pensamientos o conductas suicidas.

Los signos y síntomas dependen del tipo de trastorno adaptativo, y pueden variar según la persona.

Complicaciones en el trastorno adaptativo

Si los trastornos de adaptación no se resuelven, con el tiempo pueden derivar en problemas de salud mental mas graves, como trastornos severos de ansiedad, depresión o abuso de sustancias.

Prevalencia del trastorno adaptativo

La epidemiologia varía según la población, aunque generalmente, en niños, adolescentes y ancianos, oscila entre un 2% y 8%. En pacientes hospitalizados se diagnostica hasta un 12%, y en personas que han sufrido un acontecimiento vital estresante hasta un 50%.

¿Cuándo debes consultar al médico?

Normalmente los factores de estrés son temporales y se aprenden a afrontar con el tiempo. Los síntomas del trastorno adaptativo mejoran cuando el estrés se alivia. Sin embargo, en ocasiones el acontecimiento estresante sigue siendo parte de tu vida. Es ahí cuando debes consultar con el médico, para obtener un tratamiento que te ayude a afrontar mejor los episodios de estrés y sentirte mejor con tu vida nuevamente.

Diagnóstico del trastorno adaptativo

El diagnostico de los trastornos de adaptación se basa en la identificación de los factores importantes de la vida que causan estrés, tus síntomas y como estos afectan tu capacidad para desenvolverte.  El médico te preguntará sobre tu historia clínica, antecedentes sociales y de salud mental. Es posible que utilice los criterios establecidos en el Diagnostic and Statistical Manual of Mental Disorders DSM-5 publicado por la Asociación Estadounidense de Psiquiatría.  Para el diagnostico de este trastorno el DSM-5 enumera los siguientes criterios:

  • Tener síntomas emocionales o conductuales dentro de los tres meses después de que suceda un determinado factor estresante en tu vida.
  • Sufrir más estrés del que normalmente se esperaría en respuesta a un suceso de vida fuerte, o sufrir estrés que provoca problemas significativos en tus relaciones, el trabajo o la escuela.
  • Los síntomas no son el resultado de otro trastorno de salud mental o parte del duelo normal.

Tratamiento del trastorno adaptativo

A muchas personas con trastornos de adaptación les resulta útil el tratamiento y, a menudo, solo necesitan un tratamiento breve. Otras, incluidas las que sufren trastornos de adaptación persistente o estrés continuo, pueden beneficiarse de tratamientos más prolongados. Los tratamientos para este trastorno comprenden psicoterapia, medicamentos o ambos.

Psicoterapia como parte del tratamiento

La psicoterapia, es el tratamiento principal para los trastornos de adaptación. Puede proporcionarse una sesión de terapia familiar, grupal o individual, la cual puede:

  • Proporcionar apoyo emocional.
  • Ayudarte a volver a tus hábitos normales.
  • Determinar por qué el acontecimiento estresante te afectó tanto.
  • Aprender habilidades para controlar el estrés y hacer frente a desafíos o situaciones difíciles, con el fin de poder lidiar con acontecimientos estresantes.

Psicoterapia trastorno adaptativo

Medicamentos como parte del tratamiento

Pueden incorporarse medicamentos como los antidepresivos o los que actúan contra la ansiedad, para aliviar los síntomas de la depresión. Al igual que con la terapia, es posible que necesites medicamentos solo por algunos meses, pero no debes dejar de tomar ningún medicamento sin consultar previamente con tu médico, pues si se interrumpe el tratamiento de manera abrupta, algunos medicamentos antidepresivos pueden provocar síntomas parecidos a los de la abstinencia.

Prevención del trastorno adaptativo

No hay ninguna manera garantizada de evitar los trastornos de adaptación. Sin embargo, desarrollar la capacidad saludable de enfrentar desafíos o situaciones y aprender a ser resilientes te puede servir en momentos de mucho estrés. Si sabes que se aproxima una situación estresante (como una mudanza o jubilación) debes acudir a tu fortaleza interna y aumentar tus hábitos saludables. Recuerda que, por lo general, la situación durará un tiempo limitado y que podrás superarla. Considera también visitar al médico o al profesional de salud mental, para analizar formas saludables de controlar el estrés y así, evitar fomentar el trastorno depresivo.

También te puede interesar...

Usamos cookies propias y de 3º para ofrecerte mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando asumiremos que estás de acuerdo. Leer más