Trastorno esquizoide de la personalidad: causas, síntomas y tratamientos

El trastorno equizoide de la personalidad es uno de los trastornos de personalidad más extraños y es considerado un trastorno psicótico. Los trastornos de tipo psicótico afectan la mente del sujeto impidiéndole pensar con claridad, tener buenos juicios, responder de manera emocional, comunicarse con las demás personas, ser asertivos, comprender la realidad y comportarse de manera adecuada de acuerdo a las normas impuestas por la sociedad.

Los sujetos con trastorno esquizoide de la personalidad tienen un patrón general de distanciamiento y desapego de las relaciones sociales, además de una restricción de la experiencia emocional interpersonal.

Generalmente las personas que padecen este tipo de trastorno tienen a menudo dificultad para expresar sus emociones y lo hacen en un rango muy limitado, especialmente cuando se comunican con los demás. A menudo reaccionan pasivamente a circunstancias adversas y tienen dificultades para responder adecuadamente a eventos importantes de la vida.

Quienes presentan un trastorno equizoide de la personalidad  prefieren pasar la mayoría de su tiempo solos consigo mismo antes que estar relacionándose con las demás personas.

Causas del trastorno equizoide de la personalidad

Aún se desconocen las causas exactas que originan este tipo de trastorno. Se estima que pueden ser causadas por factores biopsicosociales como pueden ser: factores genéticos; factores sociales (medioambiente); factores psicológicos como ser: eventos traumáticos o alteraciones cerebrales a causa de lesiones; o por el abuso de ciertas sustancias psicoactivas que pueden llevar al sujeto a presentar un síndrome amotivacional que termine en un trastorno equizoide.

Publicidad

Síntomas del trastorno equizoide de la personalidad

  • Distanciamiento en las relaciones sociales, sobre todo con desinterés
  • Disminución de la expresividad emocional
  • Aplanamiento
  • Expresividad afectiva restringida
  • Inseguridad emocional
  • Fríos y distantes
  • Elige actividades solitarias
  • Prefiere emplear el tiempo en sí mismos y no estando con otros
  • Realizan actividades relacionadas con la computación y/o matemáticas
  • Disfruta pocas actividades
  • No tiene amigos íntimos
  • Pueden sufrir agorafobia (fobia a los espacios abiertos)
  • Presentan episodios de ansiedad
  • Sin deseos de intimidad o de tene perosonas de confianza
  • Indiferente a halagos y críticas de otros
  • Indiferente a las oportunidades de establecer relaciones sociales
  • Escaso interés sexual
  • Pueden presentar episodios de ataques de pánico
  • No se preocupan por lo que los demás puedan pensar de ellos
  • No responden a normas sociales, por lo que pueden aparecer  socialmente inetos o superficiales y enfrascados en sí mismos
  • Sin reactividad emocional observable
  • Pocos gestos de reciprocidad como sonrrisas o cabeceos
  • Rara vez experimentan emociones fuertes como ira o alegría
  • Da la impresión de no tener emociones
  • Su vida no parece tener objetivos
  • Su trabajo no se deteriora si la actividad es aislada
También te puede interesar:  Síndrome amotivacional

Trastorno equizoide y esquizofrenia

Trastorno equizoide y esquizofrenia

 

Existe una relación cercana entre la esquizofrenia y el trastorno equizoide de la personalidad, incluso en varias ocasiones estos trastornos pueden confundirse y ser diagnosticados erróneamente.

La esquizofrenia también es considerada una afección mental de tipo psicótico. El mismo es un trastorno que genera cambios en el comportamiento de los individuos, delirios, alucinaciones y pérdida del contacto con la realidad que puede durar por más de 6 meses. Al igual que el trastorno equizoide, la esquizofrenia interrumpe la actividad social de la persona, impidiéndole conectarse de manera adecuada con la sociedad. Las personas con estos dos trastornos pueden verse como extrañas o excéntricas.

A diferencia de las personas que padecen esquizofrenia, quienes padecen un trastorno equizoide están en contacto con la realidad, por lo que es poco probable que experimenten paranoia o alucinaciones (experimentada en la esquizofrenia), generalmente sus palabras tienen sentido (aunque presentan un tono desanimado) y no tienden a exagerar situaciones.

Tratamiento para el trastorno equizoide de la personalidad

Generalmente el tratamiento más utilizado para tratar los trastornos de la personalidad es la psicoterapia.

Algunas personas optan por la terapia a largo plazo: una terapia que intenta abordar el problema de raíz, hallando su foco. Las personas que acuden a este tipo de terapia son las que son conscientes de su problema pero aún no se han sentido extremadamente abrumadas por el mismo. En la terapia a corto plazo se enfocaran principalmente en tratar de solucionar los problemas del momento, los que le están generando a la persona episodios estresantes.

Como complemento a la terapia se puede incluir la medicación -generalmente antidepresivos- , la cual será recetada por su psicoterapeuta o profesional de la salud que atienda su caso y crea conveniente este complemento.

Existen metodos de auto-ayuda, compuestos por grupos de apoyo que pueden ayudar a una persona que sufre de trastorno de personalidad esquizoide superar los temores de cercanía y sentimientos de aislamiento.

Trastorno esquizoide de la personalidad: causas, síntomas y tratamientos
Valore este artículo


Te podría interesar