Hongos en los pies

Toda la información relativa a los hongos en los pies; por qué aparecen, cuáles son los síntomas y los mejores remedios naturales para tratarlos. Una afección que no reviste gravedad pero que debe ser tratada a tiempo.

Los hongos en los pies son una de las afecciones más frecuentes, sobre todo en verano. Suelen estar causados por dermatofitos, levaduras y otras variedades de este microorganismo que, en combinación con diferentes tipos de virus y bacterias, dan lugar a una infección.

Tanto su aparición como su gravedad puede variar de forma notable en cada persona; hay quienes sufren hongos en los pies de forma ocasional, mientras que hay otras personas que tienen que hacer frente a ellos de manera recurrente. No constituyen un problema de salud grave, pero en ocasiones son complicados de tratar. Además, resultan muy molestos y antiestéticos.

¿Qué son los hongos?

Se trata de una infección que se desarrolla a causa del crecimiento de microorganismos en la piel de esta zona del cuerpo. Generalmente, comienza entre los dedos y poco a poco, si no se trata adecuadamente, se extiende hasta las plantas y las uñas.

Causas

La aparición de hongos en los pies es un problema que en la gran mayoría de los casos no reviste gravedad. No obstante, resulta esencial enfrentarse a él cuanto antes para que no exista ningún tipo de complicación.

Cuando los hongos salen entre los dedos y en la planta de los pies, es lo que se denomina pie de atleta. En cambio, cuando aparecen en las uñas de los pies, es lo que se conoce como onicomicosisn. Son dos afecciones con nombre propio que responden a la zona de los pies en la que se localizan los hongos.

En relación a las causas de esta infección, la más frecuente es la humedad. Cuando los pies están húmedos durante un largo periodo de tiempo, se convierten en el hábitat idóneo para que proliferen los hongos. Así, la época dorada de esta afección es durante el verano ya que se pasan muchísimas horas tanto en la playa como en la piscina. Una buena forma de prevenir los hongos es secarse los pies nada más salir del agua, algo que también hay que hacer después del baño o de la ducha.

Los hongos en los pies también se dan después de que éstos hayan estado en contacto directo con instalaciones públicas como gimnasios o piscinas. Tal y como hemos señalado, esta es una afección que no revista gravedad. No obstante, es muy contagiosa y se transmite con muchísima facilidad entre unas personas y otras.

Otro de los factores que pueden dar lugar a la aparición de hongos es la sudoración de los pies, lo cual tiene una relación directa tanto con el calzado como con los calcetines que se utilizan. Es recomendable que los calcetines sean 100% algodón y los zapatos estén fabricados con tejidos naturales, no sintéticos.

Síntomas de este tipo de hongos

Una infección por hongos en los pies es sencilla de detectar ya que los síntomas son muy visibles, lo cual es una gran ventaja a tener en cuenta. Si sifres cualquiera de los síntomas que vamos a explicar a continuación, es esencial que acudas a tu médico de forma inmediata para que realice un diagnóstico y establezca un tratamiento.

Onicomicosis

Hongos en la uña del pie

La onicomicosis es la afección más habitual de hongos en los pies, y también una de las más complicadas de curar. Es por ello que resulta tan importante prestar atención a los síntomas y, ante la más mínima señal de alerta de la posible presencia de una infección en las uñas de los pies, acudir al médico.

Detectar esta afección es relativamente sencillo. Debes fijarte tanto en el color como en la textura de las uñas. La infección por hongos hace que estas se vean más amarillentas; si no se tratan el tono se va oscureciendo hasta que las uñas se ven completamente negras. Además, la parte superior de las uñas tiene un aspecto desgastado y picado.

Pie de atleta

Se conoce como pie de atleta a la afección en la que los hongos se encuentran entre los dedos de los pies, o bien en la planta. Hay una serie de síntomas a los que hay que prestar atención: sensación de picor muy intensa y persistente entre los dedos o en planta de los pies, inflamación y enrojecimiento, piel seca y agrieta y, en los casos más gravés, ampollas que supuran líquido transparente.

También te puede interesar:  Mucormicosis

Consejos para prevenir los hongos en los pies

Hay una serie de tips que merece la pena tener en cuenta para evitar que aparezcan hongos en los pies.

  • Calzado adecuado: es muy importante utilizar un calzado que permita la transpiración de los pies; no hay que olvidar que tanto la humedad como el calor forman un ambiente idóneo para la proliferación de los hongos.
  • Descalzo: hay que evitar caminar descalzo en lugares muy concurridos y públicos, como piscinas o vestuarios, entre otros.
  • Secar los pies: también resulta esencial secar los  pies después de cada ducha con una toalla de algodón limpia. Hay que hacer especial hincapié en el espacio que queda entre los dedos, así como en la planta.
  • Sol: un buen truco para evitar los hongos es exponer los pies directamente al sol durante unos minutos periódicamente.

Remedios naturales para los hongos en los pies

Remedios naturales para hongos en los pies

Existen un amplio abanico de ingredientes naturales que pueden ofrecer un gran tratamiento para esta afección.

Ajo

El ajo es uno de los mejores remedios caseros para tratar los hongos en los pies. Además, es muy sencillo tanto de preparar como de aplicar.

Coloca un par de ajos en un mortero con una cucharada de agua y mezcla bien ambos ingredientes hasta conseguir una pasta. Luego, aplica directamente sobre la zona de los pies afectada por los hongos. Deja que repose entre 15 y 20 minutos y retira con abundante agua tibia. Puedes aplicar este remedio una vez al día hasta que la infección haya desaparecido.

Aloe vera

El aloe vera es una de las plantas naturales con mayor número de propiedades para la piel, como la hidratante y la reparadora. Pues bien, también resulta muy efectiva para tratar los hongos en los pies.

Para aplicar este remedio tienes que hacerte con una vaina de aloe vera; la puedes encontrar en herboristerías. Luego, abre la vaina con ayuda de un cuchillo y extrae el gel que hay en su interior. Debes aplicarlo directamente sobre la zona afectada con un suave masaje circular. Deja actuar unos 20 minutos y retira con abundante agua tibia.

Vinagre de manzana

Esta es una de las soluciones naturales estrella para hacer frente a los hongos que aparecen en los pies. Una de las grandes ventajas que proporciona, y por la cual resulta tan eficaz, es porque altera por completo el ambiente que necesitan los hongos para proliferarse.

No debes aplicar el vinagre de manza directamente sobre la zona a tratar porque puede resultar agresivo. Lo ideal es que lo diluyas en agua mineral a partes iguales. Luego, empapa tus manos con la mezcla y aplica sobre la zona con un suave masaje.

Zumo de limón

Este es uno de los remedios clásicos para tratar los hongos en los pies de forma casera. El ácido cítrico del limón tiene propiedades antibióticas, las cuales aceleran la recuperación de la piel sin ocasionar ningún tipo de efecto perjudicial.

La aplicación debe hacerse por la noche ya que si después expones la zona al sol pueden aparecer manchas indeseadas. Basta con aplicar el zumo de un limón sobre la zona afectada por los hongos con un suave masaje.

Sal marina

Otro de los remedios caseros estrella para tratar los hongos en los pies. Se trata de realizar una exfoliación con sal del mar para eliminar las células muertas y, además, combatir la infección.

Simplemente tienes que mezclar la sal marina con media taza de agua. Luego, empapa tus manos en el remedio y aplica en la zona afectada por los hongos realizando un masaje circular muy suave. Puedes repetir el proceso dos veces por semana.

Artículos relacionados


Deja un comentario