Cómo cuidar el pelo fino: trucos y mascarillas caseras

Los mejores trucos para cuidar el pelo fino y conseguir una melena con volumen y llena de vida. Además, las mascarillas caseras más recomendables para cuidar este tipo de cabello.

Cuando hablamos de pelo fino, nos referimos a aquel tipo de cabello que tiene un grosor menor al de un cabello normal. Muchas veces se confunde el pelo fino con la escasez de cabello, y lo cierto es que la cantidad no tiene mada que ver con las características del pelo.

En cuanto a las características del cabello fino, hay cuatro principales. Por un lado, teniendo en cuenta su escaso grosor, es muy frágil; por lo tanto, las posibilidades de que quiebre son muy altas. Por otro lado, es un tipo de cabello con muy poco volumen. Además, las puntas por lo general están abiertas. Y, por último, a pesar de la falta de volumen, la melena suele presentar encrespamiento.

Cuidar el pelo fino paso a paso

Mascarillas para pelo fino

Si tu cabello cumple con todas las características que hemos señalado, no hay duda: tienes el pelo fino. Te contamos cómo debes cuidarlo.

Lavado

El cuidado del cabello comienza con el lavado. En este caso, es esencial aplicar el champú con suavidad, sin frotar excesivamente para evitar cualquier tipo de rotura. Debes masajear el cabello con las yemas de los dedos, ejerciendo una presión muy ligera. Los mejores champús son aquellos con propiedades fortoificantes, que hacen que el pelo crezca muchísimo más fuerte y con vitalidad. Una vez finalizado al lavado, debes aclarar muy bien el pelo para eliminar por completo los restos de producto.

Hidratar las puntas

Uno de los principales problemas del pelo fino son la puntas abiertas.  Pues bien, para evitarlo debes hidratar las puntas en cada lavado; para ello, puedes utilizar una de las mascarillas caseras que te enseñamos a elaborar más adelante. Debes dejar que el producto penetre bien en las fibras capilares durante unos cinco minutos; luego, aclara con abundante agua tibia.

Secar el cabello

Cuando te hayas lavado el cabello, si lo tienes muy fino no es una buena idea retorcerlo con la toalla ni frotarlo con excesiva fuerza. Debes colocarla sobre la cabeza sin apretar en exceso para que elimine el exceso de humedad.

Peinar el cabello

Y, por último, es el momento de peinar el cabello. Los mejores peines para el cabello fino son los de púas anchas; son de gran utilidad para desenredad el pelo sin sufrir tirones. Lo mejor es que comiences peinando la melena de la mitad hasta las puntas y, posteriormente, ya lo hagas desde la raiz hasta abajo.

Consejos para cuidar el pelo fino

Pelo fino

Si tienes el pelo fino,  seguro que estos tips te resultan de gran utilidad para cuidarlo.

  • Al igual que sucede con cualquier otro tipo de cabello, es esencial que utilices productos específicos para el pelo fino, que aporten volumen y fortaleza. Lo mejor es evitar aquellos que tienen un alto contenido en silicona y otros productos pesados porque sólo van a conseguir apelmazar el pelo y que éste tenga un aspecto lacio.
  • Especial atención merece el acondicionador. Para evitar engrasar la raíz y apelmazar el cabello, lo mejor es aplicarlo únicamente en las puntas. Una vez transcurridos unos minutos, se aclara con abundante agua para que no quede ningún tipo de resto en el cabello.
  • A la hora de lavar el pelo, lo más recomendable es hacerlo con agua tibia, que no esté fría ni caliente. Hay que tener en cuenta que las temperaturas extremas debilitan el cabello.
  • Una vez lavado el pelo, hay que evitar secarlo frotando con una toalla porque se puede dañar la cutítula del cabello. Lo más aconsejable es colocar la cabeza boca abajo y eliminar la humedad dando pequeños golpecitos con una toalla de algodóin limpia y seca. De esta manera, además, consigues levantar la raíz y separarla del cuero cabelludo, dándole más cuerpo y volumen.
  • En cuanto al secador, conviene no acercarlo demasiado al pelo; la distancia óptima es de unos 30 centímetros. En cuanto a las planchas y los rizadores, mejor que no superen los 150ºC.
  • La decoloración no es una ténica recomendada si tienes el pelo fino porque puede debilitarlo y dañar la fibra.
  • Si quieres conseguir una melena con muchísimo volumen y vida, hay un truco muy sencillo con el que puedes lograrlo; todas las noches, justo antes de irte a dormir, realiza suaves masajes circulares con la yema de tus dedos sobre el cuero cabelludo. De esta manera consigues activar la microcirculación de la zona y el cabello tiene un aspecto muchísimo más brillante y enérgico.

Las mejores mascarillas para el pelo fino

Mascarillas para pelo fino

Si tienes el pelo fino, seguro que te interesa saber que existen una gran selección de remedios caseros para darle fuerza y volumen. A continuación te contamos cuáles son las mejores mascarillas que puedes preparar en casa.

También te puede interesar:  4 mascarillas caseras para reparar el cabello dañado

Plátano y aguacate

Uno de los remedios caseros más efectivos de todos. El plátano y el aguacate son dos ingredientes 100% naturales que ayudan a eliminar el encrespamiento del cabello, haciendo así que resulte muchísimo más sencillo peinarlo. Además, ambas frutas tienen un alto contenido en vitaminas A, B y E, así como en minerales como el potasio; nutren el cabello en profundidad.

Realizar esta mascarilla casera es muy sencillo. Simplemente tienes que mezclar medio plátano con medio aguacate; hazlo en un recipiente de madera y machácalos hasta conseguir una pasta uniforme y sin grumos. Si te queda un poco seca, simplemente tienes que añadir una o dos cucharadas de agua.

Luego, aplica la mascarilla en el pelo, desde la raíz hasta las puntas, haciendo un suave masaje capilar. Deja que actúe 20 minutos y retira con abundante agua tibia. Por último, puedes lavarte el pelo tal y como sueles hacerlo habitualmente.

Aloe vera

Esta es una de las mejores mascarillas que existen para el pelo fino gracias a su amplio abanico de beneficios. Por un lado, hidrata el cabello en profundidad. Por otro lado, engrosa el pelo, haciendo que éste crezca más fuerte y denso. Y por último, aporta volumen y vida a la melena.

Los ingredientes para este remedio son 7 gotas de aloe vera y 1 cucharada de aceite de oliva. Para obtener las gotas de aloe vera simplemente tienes que hacerte con una vaina de esta planta y abrirla con ayuda de un cuchillo.

Mezcla ambos ingredientes con una cuchara y aplica la mascarilla en el cabello, desde la mitad de la melena hasta las puntas; evita la raíz porque podría engrasarla. Deja que actúe durante 20 minutos y aclara con abundante agua tibia.

Huevo y aceite de almendras

El huevo tiene un alto contenido en vitamina A, B, D y E, de forma que es un ingrediente fabuloso para darle fuerza y protección al pelo fino; resulta muy efectivo para reparar los folículos dañados y, además, hidrata el cabello.

Para preparar la mascarilla tienes que mezclar los siguientes ingredientes: 2 yemas de huevo, 2 cucharadas de vinagre y 1 cucharada de aceite de almendras; puedes hacerlo a mano, o, para que queden mejor ligados unos con otros, con una batidora.

Cuando tengas la mezcla lista, debes aplicarla sobre el cabello húmedo y dejar que repose durante media hora; lo mejor es que te coloques un gorro de plástico mientras la mascarilla hace su efecto. Una vez transcurrido el tiempo, aclara con abundante agua tibia y lava tu cabello como sueles hacerlo.

Levadura de cerveza

Levadura de cerveza para un pelo resistente
La levadura de cerveza también es un suplemento nutricional con muchos beneficios para el cabello.

La levadura de cerveza es uno de los mejores ingredientes naturales que existen para tratar el pelo fino. Tiene un alto contenido en vitamina B, así como en ácido fólico, proteínas y aminoácidos que estimulan la producción de queratina. De esta manera, se consigue que el pelo crezca muchísimo más fuerte y denso.

Para preparar esta mascarilla tienes que mezclar 6 cucharadas de levadura de cerveza en polvo con 1 cucharada de aceite de oliva y 1/2 cucharada de agua. Mezcla todos los ingredientes hasta conseguir una pasta homogénea. Luego, simplemente tienes que aplicarla y dejar que actúe durante media hora. Una vez transcurrido el tiempo, aclara con abundante agua tibia.

Arcilla

Una mascarilla casera 100% recomendable si tienes el pelo lacio y quieres darle volumen. Además, nutre el cabello en profundidad. Un remedio que puedes preparar en casa y que te ayudará a lucir una melena nutrida, con volumen, y con vida.

Los ingredientes que necesitas son: 1 taza de arcilla, 1/2 taza de agua y 1/4 taza de vinagre de manzana. En cuanto a la preparación, simplemente tienes que mezclar todos los ingredientes en un bol hasta conseguir una pasta homogénea y sin grumos.

Aplica la mascarilla con el pelo húmedo, con suaves masajes circulares y deja que actúe durante 15 minutos. Una vez transcurrido el tiempo, aclara con abundante agua.

Aceite de oliva

Si tienes el pelo fino seguro que uno de los principales problemas que presenta tu cabello son las puntas abiertas. Pues bien, debes saber que este problema surge a raíz de la falta de hidratación en la zona. Pues bien, el aceite de oliva es un ingrediente natural fabuloso para nutrir y reparar las puntas; además, elimina la electricidad estática del cabello.

La aplicación es muy fácil. Simplemente tienes que aplicar unas gotas de aceite de oliva sobre las puntas y dejar que actúe durante toda la noche. No es una buena idea aplicar el aceite de oliva en toda la melena porque sólo conseguirás engrasarla y apelmazarla. A la mañana siguiente simplemente tienes que lavarte el pelo de la manera habitual, y listo. Lo ideal es repetir este remedio casero un par de veces por semana.

Cómo cuidar el pelo fino: trucos y mascarillas caseras
Valore este artículo


Te podría interesar

Publicidad